Contáctenos

Colegio Madre Teresa

Novedades

Pareja pedagógica: una experiencia ambiciosa, desafiante e innovadora.

El trabajo docente en dupla en el inicio de cada ciclo de Primaria es una de las estrategias que implementamos para dar a cada niño aquello que realmente necesita para poder aprender.

Estamos convencidos de que debemos dar a cada uno de los niños aquello que realmente necesita para poder aprender. Tal como dice Perrenoud (1990) si se brinda “la misma enseñanza a alumnos cuyas posibilidades de aprendizaje son desiguales, sólo es posible que se mantengan las diferencias entre ellos y, acaso, que aumenten”.

 

En el marco de nuestra capacitación en servicio, desde el enfoque de la Enseñanza para la atención a la diversidad, generamos estrategias e intervenciones docentes  que se ajustan a los requerimientos de las trayectorias escolares de los alumnos (y no a la inversa, donde se espera que los alumnos encajen en los formatos escolares). 

 

Por ello incorporamos el rol de la Pareja Pedagógica, modificando el rol de maestra auxiliar desde su concepción. 

 

Dicha incorporación se desarrolla desde un trabajo en dupla docente para cada grupo de niños desde el inicio de ciclo (1° y 4° grados de Primaria).  De esta forma brindamos herramientas de análisis y estrategias de trabajo pedagógico que permiten realizar un seguimiento exhaustivo de cada una de las trayectorias escolares de los niños. Y a partir de esto efectuar intervenciones pertinentes para lograr mejorar sus aprendizajes y obtener los resultados esperados.  Todos acceden al conocimiento a partir de la evaluación formativa de los aprendizajes y la reflexión constante sobre las prácticas docentes. 

Gracias a esta estrategia podemos ofrecer un espacio personalizado a aquellos alumnos que presentan dificultades de aprendizaje, buscando entre otras cosas, sostener su participación en el aula. 

 

En la pareja pedagógica, el segundo docente realiza el acompañamiento pedagógico, coordinando sus tareas con el maestro titular y es co-responsable del cumplimiento de la obligación de cuidado, tanto en el aula como en los tiempos y espacios comunes.

 

En este marco, nuestros docentes se capacitan en forma situada y en servicio respondiendo a una modalidad de trabajo que les permita  considerar que cada alumno se diferencia de los otros en sus aspectos cognitivos, emocionales y sociales, y que esas diferencias deben ser tomadas en cuenta a la hora de enseñar, desarrollando en ellos autonomía y cooperación.

 

"Sabemos que cada uno de nuestros alumnos puede aprender, creemos en ellos y en la capacidad de cada uno de los actores institucionales, tanto como en la potencia del acompañamiento familiar en las trayectorias escolares de nuestros niños. Aún podemos con lo que sucede", explicó la Profesora Anabella González, Directora de Nivel Inicial y Primaria.